domingo, 28 de abril de 2013

Cuando sabes que así no llegas a ninguna parte

El amor no es un interruptor que se encienda o se apague a voluntad, pero esto es algo que mucha gente no comprende. Hay quien piensa que dejando de hablar con alguien puedes dejar de quererle. Y hay quien piensa lo contrario. ¿De verdad cortando una relación puedes hacer desaparecer los sentimientos? ¿O es justo lo contrario?

Yo he aprendido que, actuando así, los sentimientos se hacen más intensos. La añoranza los aviva, los hace más fuertes. A veces cambian un poco, pero, curiosamente, siguen estando ahí.

Y lo peor es que duelen.

6 comentarios:

  1. Estoy muy de acuerdo contigo.
    Un saludo Andrea.
    Tienes un blog muy interesante te sigo.
    Buenas noches desde canarias (España)

    jose

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias desde la península. Me alegra que te guste lo que escribo.

      Eliminar
  2. Gracias a ti y que tengas grata noche.
    y bueno aunque mucho no se de blog ni de estas cosas pues estoy liado un poco con los círculos jeje aunque valoro tus palabras,que sorpresa la mía,es un honor para mi.
    Por si un dia pues quieres escribir algo te dejo mi dirección sin compromiso alguno.
    hola.arte.de3@gmail.com.
    Gracias Alerta.

    Hola Arte :)

    ResponderEliminar
  3. Como no se muy bien buscar no encuentro tu correo pues estoy empezando un poco pues con permiso le dejo el mio,era solo pues que me dije quizás se enfada o algo y bueno eso,lo dicho. chao :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te preocupes, te lo apunto aquí: andrealonsoferrandez@gmail.com
      Y mi Twitter es @lmotosierra, por si te interesa :)

      Eliminar
  4. ou,gracias bueno he de decirte que yo no tengo face,ni se mucho de twitter es dificil pero si un correo jejeje lo siento y bueno lo apunto,y te escribo unas palabras,buenas noches y gracias Alerta.

    Hola Arte.

    ResponderEliminar

Opina lo que quieras, acepto críticas y la mayor parte de las veces las llevo a la práctica.
Si no te gusta no sé qué haces por aquí, y menos qué haces comentando.
Gracias por leerme.